Francisco en la tierra de Wojtyła (I Parte)

Del 27 al 31 de julio, el Papa Francisco realizará su décimo quinto viaje apostólico fuera del Vaticano con motivo de la celebración de la Jornada Mundial de la Juventud que se celebrará en Cracovia,  ciudad polaca de la que Juan Pablo II fue arzobispo desde 1964 hasta su elección a la sede de Pedro en el otoño de setenta y ocho

Rixio G Portillo

La fiesta mundial de la juventud instaurada por el Papa Wojtyła en 1986 llega a su edición treinta y uno en la ciudad en la que Juan Pablo II fuese arzobispo antes de su elección como pontífice, como es costumbre los durante los últimos treinta años cada papa ha presidido las celebraciones principales que reúne a millones de jóvenes en lo que se ha convertido en el evento más grande de la iglesia católica.

El Papa Francisco presidió su primera Jornada Mundial de la Juventud poco meses después de su llegada a Roma en Río de Janeiro, Brasil, lo que representó el primer viaje internacional del pontífice latinoamericano. 

Esta nueva cita, que se enmarca en la celebración del Jubileo Extraordinario de la Misericordia, es la travesía internacional número 15 de Bergoglio que con tres años en el pontificado ha visitado más de 23 países al rededor del mundo, sin embargo es la primera vez en la tierra del Papa Juan Juan Pablo II.

Polonia es el sexto país en Europa con el mayor número de católicos, cuenta con más del 86,7 % de la población, durante su historia civil, la religión y la figura de santos y obispos han sido predominantes, de la que destaca evidentemente Juan Pablo II, primer papa no italiano desde el siglo XVI, que marcó de manera decisiva la transición democrática del país de Europa Oriental después de la segunda Guerra Mundial, y la caída de la Unión Soviética.

La agenda diplomática y pastoral de la travesía de Bergoglio

El arribo del Papa Francisco a Cracovia se espera durante la tarde del miércoles 27 de julio en el que será recibido por el joven presidente de Polonia, Andrzej Duda, en el aeropuerto que lleva el nombre del Papa Polaco, en el lugar no se tiene previsto ningún discurso ya que la ceremonia de bienvenida se realizará en la visita de cortesía al cuerpo diplomático y al poder ejecutivo en el antiguo Castillo gótico de Wawel, después de un recorrido de kilometro y medio en el papal móvil.

En ese primer discurso se espera que el Papa Francisco haga referencia al arco histórico y político de la Iglesia en Polonia, ya que uno de los motivos de la visita papal es la celebración del 1050 aniversario del Bautismo de Polonia, cuando con el bautismo del primer gobernante Mieszko I,  se dio inicio al estado civil del país del Europa del este. Sin embargo también se espera alguna referencia  a la política migratoria de Polonia que es una de las más estrictas del continente.

Catedral de Cracovia en Polonia
Posteriormente el Papa se trasladará a la Catedral histórica de Cracovia, ubicada a unos 80 metros del palacio, dicha iglesia fue escenario de muchos episodios en la vida de Juan Pabllo II, la misma en la que celebró la primera misa en la cripta de San Leonardo en 1946, el lugar presenta una síntesis histórica religiosa de la identidad polaca, específicamente con la imagen de San Estanislao, en el gran atrio en el que Francisco podrá rezar ante la reliquia de las dos fugaras predominantes del episcopado del país, Estanislao y Juan Pablo II.

El motivo de la visita a la Catedral será para el encuentro con el episcopado polaco que está formado por 130 obispos, en el mismo se espera la participación del presidente de la conferencia y el saludo del cardenal Dziwisz, antiguo secretario del Papa Juan Pablo II, el encuentro no será público, el mismo Bergoglio ha pedido que no hayan periodistas y será un coloquio entre los obispos y el Papa y no un discurso previamente elaborado.

El Papa Francisco dormirá durante las tres noches que estará en Polonia en el mismo palacio arzobispal que ocupó Wojtyła en su tiempo de obispo y que posteriormente como Papa visitó durante su nueve veces, es el mismo en el que también se hospedó Benedicto XVI en su visita en en el año 2006, por lo que se tiene previsto que cada una de las noches Bergoglio se asome a la ventana para la bendición antes de dormir frente a una multitud de jóvenes y familias.

Al día siguiente, en la mañana del jueves 28 de julio, el Papa Francisco se transferirá al santuario Częstochowa, ubicado a unos 800 km, para la celebración del 1050 aniversario del Bautismo de Polonia, rezará ante la imagen de la “Virgen negra”, ubicado en la montaña de Jasna Góra, que significa monte de luz.

El Papa entregará a la virgen María una rosa dorada, como es costumbre por los pontífices, el primer homenaje de este tipo para la Virgen de Częstochowa fue con el papa Pablo VI en un viaje planificado pero nunca realizado a Polonia en el 66, tuvo que esperar por Juan pablo II en 1979, quien entregó la rosa diseñada para la visita del papa Montini, sin embargo el mismo Wojtyła donó las columnas doradas que hoy en día adornan el trono de la virgen unos días antes de su fallecimiento en el año 2005.

La celebración tendrá un carácter patrio, y recogerá el episodio ya descrito del Bautismo de Polonia, en el que se espera participe el presidente del poder ejecutivo y diversos representantes de las autoridades civiles.

Anuncios

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s