Pablo VI y Romero, testigos y santos del siglo XX

Pablo VI y Mons. Romero – Santa Sede 1978 – Fuente: Radio Vaticano

Rixio G Portillo – @Rixiogpr.- La providencia ha hecho coincidir la canonización de dos emblemáticas figuras del siglo XX, el papa Pablo VI y el arzobispo salvadoreño Óscar Romero, ambos serán elevado a los altares en una misma ceremonia, que tiene como marco, la celebración de un sínodo de obispos en Roma. 

EL domingo 14 de octubre, ante más de mil obispos y setenta mil fieles, el Papa Francisco preside la canonización de Pablo VI, el papa que concluyó el Vaticano II y del arzobispo salvadoreño mártir, Óscar Romero; conjuntamente con Francesco Spinelli, sacerdote diocesano; Vincenzo Romano, sacerdote diocesano; Maria Katharina Kasper, fundadora del Instituto de las Pobres Siervas de Jesucristo; Nazaria Ignacia de Santa Teresa de Jesús (nacida: Nazaria Ignacia March Mesa), fundadora de la Congregación de las Hermanas Misioneras Cruzadas de la Iglesia.

Pablo VI y Romero, dos figuras, con historias diferentes, pero que el tiempo y la fe hacen que converjan en un mismo punto, el testimonio. Muchos podrían pensar que la vida de un papa está rodeada de lujos, con todo el poder a disposición, contrastando del otro lado con la figura de un obispo que inició su camino episcopal en una de las diócesis más pobres del mundo. 

Pablo VI y Romero están unidos por la fe y el testimonio de vida ante la incomprensión de muchos. Desde el punto de vista político Montini fue altamente criticado por la Populorum Progressio (1968), inclusive, fue la primera vez que se escuchaba decir que el “papa era comunista”; de Romero, por su parte, su actuar fue centro de ataques, no solo por la derecha sino de la misma izquierda, poniendo en duda hasta la ortodoxia de su fe y predicación.

Pablo VI conocía la pobreza, sus viajes antes de ser papa a lugares remotos y posterior a su llegada al solio de Pedro, en la histórica visita a Bombay en 1964, le hizo ser un exponente profeta sobre el desarrollo humano en escenarios internacionales. De Romero en 1974 se recuerda que en su primera diócesis, Santiago de María, conoció y vivió de cerca la pobreza, en un Salvador explotado por el poder omnipresente del estado.

Montini era un hombre adelantado a su época, insistió y fue precursor de la fundación del diario Avvenire, de la Conferencia Episcopal Italiana; por su parte Romero, fue un escritor de diversos artículos de prensa y un extenso registro de más de 30 horas de audio de todas sus homilías, discursos e intervenciones, por ello, para el cardenal Rosa Chávez, auxiliar de San Salvador, es el patrono de los comunicadores. 

El otro aspecto, mencionado, que une a ambas figuras es la incomprensión; Pablo VI enfrentó y enfrenta aún críticas, desde la Populorum Progressio (1968), la Humanae Vitae (1968) y hasta la misma reforma litúrgica le valió el recelo de muchos católicos. 

Romero, inclusive dentro de su mismo episcopado, en el mismo seno de los obispos de El Salvador se escuchaban voces contrarias al proceso de canonización iniciado en 1990. El papa Francisco en un encuentro privado comentaba: “Romero, fue asesinado dos veces”, ante el descrédito sufrido por el martirio y por el rechazo de muchos, sin conocerlo. 

En síntesis, Pablo VI y Óscar Romero son testigos de la santidad en medio de las dificultades; el cardenal Becciu, prefecto para la Causa de los Santos, dice que Romero fue un mártir de manera cruenta y Pablo VI, de manera incruenta; ambos entregaron la vida por los pobres y las injusticias del mundo. Del primero se sabe que quiso ofrecerse en intercambio por el político Aldo Moro, amigo del papa y secuestrado por la Brigada Rosa en 1978. Romero sufrió el martirio en medio de la celebración de la misa el 24 de marzo de 1980. 

En una iglesia que quiere ser encasillada en una división ideológica entre liberales y conservadores, la canonización de Pablo VI y Romero, es el ejemplo de la renovación del Vaticano II, que sigue siendo un desafío con el presente y el futuro, por una iglesia, comunidad, cercana y sobre todo, coherente con la fe en el obrar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s